• VTEM Image Show
  • VTEM Image Show
  • VTEM Image Show
  • VTEM Image Show
  • VTEM Image Show
  • VTEM Image Show
  • VTEM Image Show

Fronteras invisibles

DESDE MI TRINCHERA

POR ADOLFO LEON OLIVEROS TASCON

FRONTERAS INVISIBLES

 

Las cifras que muestra la violencia entre pandillas y bandas criminales causan estupor y miedo entre la población, no solamente de Cali sino de todo Colombia. Por Barrios, el Vergel registra veinte pandillas, Siloe 7, Mojica 6, para un total aproximado de doscientas pandillas en la ciudad, cuyo modus operandi está relacionado con sicariato, venta de estupefacientes, atraco a transeúntes  y motoristas, venta y alquiler de armas, entre otras formas delincuenciales.

Lo que han relatado los integrantes de estas bandas criminales está relacionado con la forma como se han ido apoderando  de las cuadras, calles y manzanas de los barrios, creando unos linderos o líneas fronterizas, que cruzar por ellas, sin autorización, significa la muerte, como efectivamente sucede. Al día de hoy van 259 muertos por esta circunstancia.

El tema es que hacer para controlar o acabar con este flagelo que está carcomiendo a la sociedad. El Programa para el desarrollo de las naciones Unidas- PNUD, considera que las causas del aumento de la violencia en América Latina están íntimamente relacionadas con: a.- El narcotráfico, pues se ha globalizado el consumo; b.- la desigualdad en el reparto de la riqueza, la calidad del empleo y el acceso a la salud y a la educación; c.-  Igualmente se hace mención, como causa eficiente del aumento de criminalidad, a los llamados estado fallidos, que se caracterizan por falta de transparencia, dominados por las mismas elites políticas y económicas, que son excluyentes y corruptas, donde predomina la impunidad para los altos dignatarios del Estado.

El PNUD estima que el sistema judicial está muy comprometido en esta problemática de violencia, donde todo se compra, nada se investiga. En Colombia, según esos datos, solo el 25% de los crímenes es denunciado y menos del 6% de los casos que llegan a la Fiscalía termina en una condena.

En los foros donde se  exponen estas problemáticas y soluciones se insiste en la necesidad de regular la venta de estupefacientes por parte del Estado, para quitarle el negocio del micro tráfico a las bandas criminales, entendiendo que estos grupos, en lo fundamental, pelean por los clientes, por el mercado, por la rentabilidad que les deja su maldito negocio

En cuanto al problema de la impunidad es gravísimo, en razón a que las llamadas cabezas del Estado (Magistrados altas Cortes, Fiscal, Contralora, Procurador, Presidentes), dan un pésimo ejemplo, al gozar de un privilegio inconcebible en un Estado Social de Derecho, cual es que los investigue y juzgue la llamada Comisión de Acusaciones de la Cámara, que en 192 años de existencia solo ha llevado dos procesos con sentencia, el resto de las cuatro mil denuncias yacen tiradas en los fríos pisos del capitolio Nacional.

Si las vacas sagradas del sistema actúan impunemente, violando la  ley, como el célebre Magistrado Villarraga y sus compinches de la Sala Disciplinaria, que justicia  pueden esperar las víctimas de los delitos investigados por funcionarios subalternos de aquellos personajes?.

El punto de la inequidad en el reparto de la riqueza, merece capítulo aparte, el Gobierno deberá propugnar por la creación de microempresas, de capacitaciones para las comunidades, con el fin de que los sectores populares y marginados, accedan a un ingreso digno.    

 

Nuestras Visitas
Horarios de Atención

Lunes a Viernes:

De 8:00 am a 5:30 pm Jornada Continua

Sábados: 8:30 am A 12:30 pm

Nuestra Ubicación


Dirección: Calle 7 No. 8 - 37 B/ San Pedro

Telefonos: (572)8881916 - (572)8881935 -

(572)8881940


Galeria de Fotos

Click en las Imagenes Para Ampliar